Franquicias de vinos, un negocio con buqué

El vino está de moda. Cada vez son más los consumidores que buscan establecimientos especializados que sean capaces de proporcionarles una amplia variedad de caldos de España y de otros países y aconsejarles sobre las novedades y tendencias del mercado a su alcance. Las cifras de negocio en torno a este producto se han incrementado, como lo demuestran los datos del primer semestre de 2017. En este periodo se exportaron en España vinos por valor de 1.320 millones de euros en gran parte debido al reconocimiento de su calidad. Se repartieron por numerosos países, destacando el aumento de demanda en Asia. Sólo en China se ha pasado de exportar 7,4 millones de litros a cerca de 40 millones de litros de vino español por un valor de 18,7 millones de euros, según los estudios realizados por el Observatorio Español del Mercado del Vino. Pero también Alemania, Estados Unidos o Francia son grandes consumidores de nuestros productos vinícolas.

¿Por qué no sumarse a un sector en alza que goza actualmente de una buena salud y reputación? Muchas cadenas ya han empezado a explotar las posibilidades de negocio en este sector abierto tanto a especialistas como a personas que quieren emprender una nueva aventura empresarial. Resumimos a continuación algunas de las premisas básicas y posibilidades para aquellos emprendedores que se decidan por abrir como franquicia una vinacoteca.

Formación para el cliente

Para conocer un poco más este sector hay numerosas posibilidades para prepararse al lado de profesionales del vino. Además, desde los propios establecimientos de venta se fomenta la formación con una amplia oferta de cursos o encuentros que sirven además para establecer un contacto directo con el cliente potencial y darle a conocer las instalaciones y productos.

Turismo enológico

El vino se ha convertido en mucho más que un producto de consumo. Es ya una cultura muy ligada a la gastronomía y la restauración, así como también al turismo. Cada vez es más frecuente elegir como destino de ocio la visita a bodegas o las catas organizadas con expertos sumillers y profesionales que seleccionan previamente variedades de calidad. Estas acciones pueden ser promovidas desde los mismos establecimientos de venta especializados, lo que permite ampliar las posibilidades de negocio y crear nuevos partners dentro del sector de los productores de vino.

Producto saludable

La asociación al consumo de productos naturales saludables es otro de los puntos fuertes del mercado del vino. Forma parte de la cesta de la compra habitual para aquellos amantes de la dieta mediterránea. Existen muchos estudios que confirman que un consumo moderado de vino tiene numerosos para la salud de las personas. La Organización Mundial de la Salud recomienda consumir hasta 30 gramos de alcohol al día en el varón y 20 en la mujer. Este producto elaborado a partir de la fermentación de la uva conserva muchas de las propiedades de esta fruta y otras proporcionadas durante los procesos de transformación. Se recomienda la ingesta por sus componentes antioxidantes, vasoprotectores, antivíricos, antiinflamatorios o anticancerígenos, entre otros. Cada vino, en función de la zona de cultivo y de la elaboración, tendrá unas características más destacables.

Producto gourmet

El vino es uno de los productos estrella en el mercado gourmet. Siempre hay una ocasión para elegir un producto exclusivo para consumo propio o como obsequio o regalo. Es importante el ambiente que crean muchas franquicias en torno a este producto con una decoración cuidada y acorde con nuestro objetivo para que el cliente sienta que está comprando algo especial, elaborado artesanalmente con mucho mimo. No olvidar que existen muchas propuestas para complacer al cliente sin necesidad de que tenga que gastar una gran cantidad de dinero.

La buena distribución del producto en las condiciones más óptimas de conservación, el asesoramiento y la adaptación a las necesidades y recursos de nuestros clientes o el cuidado de detalles como el envoltorio final en el que se entrega el vino son detalles importantes en este tipo de negocios.

Los servicios extras asociados a una vinacoteca, la especialización y un trato excelente es lo que diferencia a este tipo de establecimientos de cualquier otra tienda donde los vinos son un producto más apilado en las estanterías.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *